domingo, 10 de enero de 2010

Filosofía liberal: Liberalismo y conservatismo.

El liberalismo como fuente ideológica está fundado en principios sociales e intelectuales que determinan una forma de pensar y actuar enmarcada en los derechos individuales, es decir, el liberalismo como principio político se basa en elementos de libertad en el individuo.
Esta fuente ideológica es una rama de la filosofía liberal, que es la madre de todo pensamiento filosófico contemporáneo, siendo esta (la filosofía liberal) un gran elemento para respetar y comparar las diferentes corrientes que existen en la reflexión humana.
Los liberales, ideológicamente formados, tienen una responsabilidad social, sobre todo en lo referente a la libertad individual, quizá aquí es donde entra el gran debate ideológico entre los grandes principios de la filosofía liberal colombiana, puesto que el liberalismo busca por todos los medios la concepción científica de la libertad, mientras que el conservatismo, basado en la doctrina elemental de la filosofía Tomista, se fundamenta en la vida como fuente insuperable para el ejercicio de la libertad y el resto de los derechos.

En este debate abierto, pluralista e histórico, busca llegar a un acuerdo; el liberalismo es un significado que busca el respeto por el individuo, se piensa al individuo desde el individuo, mientras que el conservatismo, tiende a reconstruir al individuo en la sociedad, la gran asamblea que busca un derecho común: La Vida.

Ahora bien, el respeto por la diversidad nos hace filosóficamente liberales, pero el respeto por la vida nos hace ideológicamente conservadores, puesto que la vida es la fuente insuperable por el ejercicio pleno de los derechos; los liberales preguntarán: ¿Pero qué será de la vida sin la libertad?, la libertad es una idea metafísica, a la libertad hay que administrarla desde el Estado, la libertad es un elemento que se debe entender desde sus fundamentos, la libertad, en la máxima platónica, no es más que el ejercicio pleno de los deberes y el respeto de los derechos, la mala concepción de la libertad nos da un libertinaje funesto y anti democrático.

Por eso la vida es más importante, la vida es la fuerza de todos los derechos, la libertad sin vida sencillamente no existiría, mientras que la libertad está en nosotros a cada momento, a cada segundo, nuestro pensamiento es absolutamente libre y autónomo, ahí existe la verdadera libertad.

La vía de los derechos y de la administración política, debe estar en la optimización de la vida para llegar a la libertad, la realidad de lo político no trasciende de los derechos emergentes del principio universal de la vida.
Entonces el liberalismo, que pregona la libertad debe gobernar sin saber siquiera que es la libertad, sabiendo que la vida tiene un valor supremo, inimaginable, es la consolidación de toda la humanidad, es el bien común que todos tenemos, pero no es una simple vida biológica, sino una vida coordinada en el respeto y la dignidad humana.

2 comentarios:

  1. Como es usual, suele dar en el clavo en lo que a mí se me olvida.

    ResponderEliminar
  2. Buen articulo.
    Pensamiento conservador soportado con ideas y argumentos académicos.

    Excelente.

    Reciba un sincero y afectuoso saludo.

    ResponderEliminar

Daily Calendar

Web Site Tracking
serious relationship